Un breve relato para aburrir al personal

13 abril 2011

Un amigo mío, una vez me dijo que le apetecía abrir un blog en Internet, a lo que yo le respondí, “ Me parece muy bien y en lo que pueda, cuanta conmigo”.


A los pocos días, me llamó exaltado y muy contento, pues ya tenía en su cabeza todas las ideas que quería transmitir. A la media hora más o menos, apareció en mi casa con un dvd del contenido, con fotografías, textos y algunos vídeos que deseaba que apareciese. Nos sentamos y comenzamos a charlar sobre sus intenciones y surgió el tema de los comentarios que se suelen escribir en los blog. En este momento me paré y le dije;


_ Mira amigo, hoy no vamos a construir nada en la red, antes de ayudarte, me gustaría que hicieras algo_ a lo que el me respondió.


_ Por supuesto, lo que quieras, dime._ me contestó con una sonrisa que le llegaba de oreja a oreja.


_ Irás a la estatua del Decano, la que está en la Avenida Andalucía, insúltala, grítale todo lo que puedas e invéntate todas las ideas descabelladas y patrañas que se te ocurran, déjala en ridículo, háblale de su pasado, de sus defectos y de todo aquello que intuyas que le pueda hacer daño, cuando acabes, porque realmente no se te ocurre nada más, te marchas. Mañana nos veremos aquí.


Así lo hizo, ni corto ni perezoso se marcho al lugar indicado e hizo todo aquello que le dije, se llevo hasta las tantas de la madrugada, vociferando delante de todo el que pasaba. Cansado, se marchó y al día siguiente volvió con su dvd para comenzar su blog.


Nada más verlo, le pregunté por la pequeña y absurda prueba que le mandé;


- Vaya ridículo hice, me llevé cerca de tres horas poniéndola a cardo.


- Y, ¿Qué te dijo la estatua?_ Le pregunté con una sonrisa entre cortada.


- Nada, que me iba a decir_ respondió con sorna y balanceando su cuerpo


- Pues hasta que no seas como esa estatua, no se te ocurra abrir un blog y dejar pasar los comentarios, de todas formas, haz lo que desees.



En esta puñetera sociedad en general y en el carnaval colombino en particular, nadie agradecerá nada de lo que hagas, nadie velará por tus intereses, nadie verá lo positivo que haces y sobre todo, nadie se alegrará de tus logros, es más, en general, si tus actividades son buenas y aceptadas, siempre existirá quién te intente hundir, bien por envidia, porqué le caes mal, o por diferencias personales. Debo reconocer, que también existen lo que opinan diferente a ti, a los que no le gusta lo que escribes, dices o transmites o aquellos que mantienen una actividad como la tuya y simplemente compiten, a veces incluso de mala forma.


Tener un espacio en la red dedicado a un tema concreto y ser un poquitín reconocido, es motivo de todo esto que os cuento y a pesar de ello, merece la pena.


A muchas personas no les conviene que existan blog de este tipo y menos que digan lo que piensan y si ese pensamiento no va con su opinión, pues… que os voy a contar.


He utilizado el tema del blog, en este absurdo viejo relato, para que nadie se de por aludido, pero esto es aplicable a ser un autor en Huelva, a pertenecer a un medio de información, pertenecer a un grupo o ser presidente…, incluso del gobierno.


A lo largo de estos dos años, he aprendido algo, aún me queda mucho… y también por aprender.


Federico Pérez "El coronel" Carnaval de Huelva

8 comentarios:

  1. Riskoo RESPONDER dijo...
  2. jeje pues a mi realmente no me ha aburrido.
    Fede por gente como tu los que estamos ahora fuera de Huelva podemos seguir el carnaval( no digo que seas el único) pero aquí tienes un seguidor que te lleva leyendo un buen tiempo ya XD

    Un saludo

  3. El Coronel RESPONDER dijo...
  4. Gracias Riskoo, me alegro mucho que así sea. Gracias por seguir este espacio.

  5. Jota RESPONDER dijo...
  6. Quillo, con la mala leche que tiene esa estatua, hay que tener un par de huevos!!!!!!....

  7. mªangeles RESPONDER dijo...
  8. mira hombre aunque me cueste te tengo que dar la razon y a j tambien
    mªangeles

  9. El Coronel RESPONDER dijo...
  10. jeje, habladurías de la gente Jota.

  11. El Coronel RESPONDER dijo...
  12. Es verdad, que cojonera viene de cojones... jeje Vamos que la archi, se atreve a corregirme...venga, vale, acepto avispa como insepto recolector de miel. Por supuesto que nos vemos el vierne

  13. Anónimo dijo...
  14. aburrido y tonto

  15. Anónimo dijo...
  16. pues mas de uno deberia aprender a ser estatua

Publicar un comentario

Utiliza bien el anonimato y respeta siempre a los demás, de lo contrario el comentario será eliminado

Archivo del blog


959228570

Asociación Arrabales

Asociación Arrabales
Rehabilitación de Toxicómanos

959 232447 -676490946

959 232447 -676490946
restauranteelacebuche@hotmail.com

Bajo licencia de

Licencia de Creative Commons
El coronel by